Publicado por: MontePituco | 27/09/2012

SILLEDA VS. MARÍN

 

Parece mentira que, despois de tanto tempo traballando nun proxecto, primeiro de forma individual e logo colectivamente, resulte que esa iniciativa que tanto custa implantar nun lugar, por máis útil e positiva que sexa, se acabe facendo realidade ben lonxe, en termos moi similares. Ao proxecto para a creación do Espazo Natural e Arqueolóxico dos Sete Camiños, que conta co apoio dunha vintena de colectivos -entre comunidades de montes, asociacións de veciños, entidades culturais e ecoloxistas-, acáballe de saír unha réplica en Silleda. Pero neste caso bastou co acordo entre a asociación de veciños da parroquia de San Miguel de Oleiros e o concello de Silleda, a instancias dos dous promotores, o xeógrafo Afonso Leal e o arqueólogo Israel Picón.

O Espazo Natural e Arqueolóxico dos Sete Camiños ten numerosos respaldos: Comunidade de Montes de Lourizán – Comunidade de Montes de Salcedo – Comunidade de Montes de Vilaboa –Organización Galega de Comunidades de Montes Veciñais en Man Común – Asociación de Veciños Estriceres (Lourizán) – Asociación de Veciños Heroes do Campo da Porta (Salcedo) – Asociación de Veciños de San Xulián (Marín) – Asociación de Veciños de Postemirón/A Graña (Vilaboa) – Plataforma en Defensa da Praza dos Praceres – Plataforma Defende o Monte Pituco/Pornedo – Asociación pola Defensa da Ría de Pontevedra – Asociación Vaipolorío – Asociación Cultural Almuinha – Asociación Cultural A Pedra Floxam – Asociación Cultural Ronsel – Asociación Cultural Os Chichisos – Grupo de Estudos Etnográficos Serpe Bichoca – Associaçom Cultural Amig@s da Cultura – Clube de Montañeiros de Pontevedra.

…E a pesar de toda esta forza social, hai dúas notas disonantes que, coa súa negativa, impiden que o Espazo Sete Camiños avance no seu deseño de cara á súa implantación futura: o Concello de Marín e a Comunidade de Montes de San Xulián, que apostan por converter parte da zona incluida no proxecto nun polígono industrial que resulta absolutamente incompatible coa conservación e posta en valor dos elementos naturais e arqueolóxicos catalogados neste contorno.

Cando “naceu” o Espazo contaba con cinco mámoas (Chan de Lagoa 1 e 2, Catadoiro e dúas máis pendentes de catalogación), seis conxuntos de petroglifos (Pornedo, Sete Camiños, Piñeiral de Caeiro, Regato dos Buracos, Cachada do Vello, Pumariño), un abrigo rochoso no Monte Catadoiro posiblemente datado no Paleolítico e dúas formacións xeolóxicas (os miradoiros naturais de Pornedo e Catadoiro). A estes elementos cómpre engadir os gravados realizados por Pepito Meijón, os complexos rupestres da Carrasca e Champás que se unirían á Lagoa de Castiñeiras mediante un ramal, e a mámoa de Cavada do Pito que se conectaría tamén con Castiñeiras mediante un segundo enlace. Nos últimos meses, o traballo de campo realizado pola comisión técnica do Espazo permitiu que o catálogo de elementos arqueolóxicos se enriquecera con novas incorporacións.

Por riba, o proxecto conta co aval de sete arqueólogos: Álvaro Arizaga, Xurxo Ayán, Noemí Calvo, Manuel Antonio Franco, Leonardo González, Diego Piay e Otilia Prado, aos que se suma o creador do proxecto, Lukas Santiago.

Con esta carta de presentación, a viabilidade do Espazo Sete Camiños está máis que asegurada: redunda na revalorización do patrimonio, reforza os lazos identitarios dese patrimonio e do territorio no que se inscriben coa veciñanza, e amplía a oferta turística do Concello no eido do turismo cultural e de natureza, ademais de ligarse co aproveitamento sustentable dos recursos forestais e naturais.

Lamentablemente, a Comunidade de Montes defende -e inocula perniciosamente na poboación- un posicionamento situado completamente nas ‘antípodas’: a especulación cun terreo comunal indivisible, inalienable e imprescriptible; a destrucción dunha considerable masa forestal que supón unha fonte de ingresos inesgotable para a parroquia e que, por riba, podería xerar máis riqueza se fora xestionada cun plan de explotación racional; repercusións extremadamente negativas para os núcleos habitados máis próximos á zona afectada polo polígono, onde sería necesario construir enormes taludes debido ao forte desnivel do terreo; alteración do curso natural das augas pluviais que provocarían inundacións, e perda irreversible dos mananciais naturais que abastecen a veciñanza debido ao movemento de terras.

…A súa postura é totalmente inxustificable, igual que a do Concello. Se no concello de Silleda é unha alcaldesa socialista a que fai posible que se poña en valor o patrimonio da parroquia de San Miguel de Oleiros, en Marín foi un alcalde socialista, Francisco Veiga -e os seus socios do grupo municipal nacionalista- o que tratou con absoluto desprezo os defensores do Monte Pornedo e do Espazo Natural e Arqueolóxico dos Sete Camiños. Agora son os populares os que rematan de consumar ese desprezo, coa aprobación dun PXOM que tira pola borda a posibilidade de localizar chan industrial nunha ubicación onde o impacto sexa menos agresivo.

Por riba, nunha época de dificultades económicas, onde deberían primar os proxectos que involucran a varias Administracións e que benefician a un número de poboación maior, o Espazo Natural e Arqueolóxico dos Sete Camiños xunta unha área xeográfica que abarca non só o concello de Marín, senón tamén o de Pontevedra e Vilaboa.

A iniciativa que se vai materializar en San Miguel de Oleiros demostra que o Espazo Natural e Arqueolóxico dos Sete Camiños é un proxecto perfectamente asumible dende o punto de vista financeiro e beneficioso para a comunidade. Só a estreitez de miras, a ambición irracional e a terquedade nas ideas obsoletas poden explicar o inexplicable. 

FARODEVIGO

Vecinos de Oleiros y el Concello impulsan la promoción de los restos arqueológicos de la zona

LAURA MARTÍNEZ – SILLEDA. La asociación de vecinos de San Miguel de Oleiros y el Concello de Silleda aúnan esfuerzos en un proyecto común para la promoción de los restos arqueológicos ubicados en esta parroquia silledense en la que se contabilizan dos construcciones castreñas, el Castro de Montaz y el de As Orelas, así como una docena de petroglifos y dos mámoas. La elevada concentración de elementos patrimoniales en un espacio tan reducido, lo convierte en un área única en Galicia. Asimismo, la zona cuenta con un gran atractivo paisajístico y medioambiental. El proyecto de puesta en valor incluye, además de un proyecto de control arqueológico, la señalización respetuosa con el medio, limpieza de la zona y la colocación de paneles explicativos y divulgativos.

La propuesta, en la que participaron dos silledenses, el geógrafo Afonso Leal y el arqueólogo Israel Picón, pretende optar a las ayudas de la Axencia Galega de Desenvolvemento Rural (Agader). Para la obtención de esta financiación precisa la cesión de uso de los propietarios de los terrenos. Este traspaso de uso serviría para poder limpiar los terrenos y sería por un período de cinco años. Tal y como aclaró el concejal de Turismo, Matías Rodríguez da Torre, involucrado en el proyecto y que mantuvo una reunión con los vecinos de Oleiros el martes “las fincas seguirían siempre en manos de los propietarios, solo se cedería su uso”. Por eso, desde el Concello piden colaboración a los dueños de las parcelas, que podrán entregar la autorización durante esta semana en la Casa da Cultura, a través de la asociación de vecinos de Oleiros o en el restaurante O Carballo de dicha parroquia.

El proyecto incluye, además de los castros de Montaz y de As Orelas, las mámoas de Laxe y Chao de Petos, con más de 4.000 años de antigüedad, y una docena de petroglifos, ubicados la mayor parte de ellos en esta parroquia. La actuación abarca también los petroglifos de Pena das Cazolas, situado en Laro y el de Pena Longa, en Cortegada.

Asimismo, el colectivo por la recuperación de los Castros de Toiriz y la asociación cultural Copa do Castro, que participaron en el encuentro para aportar su experiencia, matizaron que se trata de una gran oportunidad tanto por la sencillez del proyecto (que incluye la limpieza y señalización), como por la posibilidad de generar otro atractivo dentro de la oferta turística del municipio.

Una ruta por este patrimonio

Para descubrir a vecinos y demás interesados la riqueza arqueológica de la zona los promotores del proyecto organizan el sábado 6 de octubre una ruta guiada por estos elementos patrimoniales. Además, el arqueólogo silledense Israel Picón se encargará de ofrecer una explicación detallada de estos restos. El recorrido, de unos cinco quilómetros, partirá a las 10.30 horas del restaurante O Carballo de Oleiros, donde también habrá una comida al finalizar la ruta. Los interesados pueden anotarse en la Casa da Cultura de Silleda o a través de la asociación de vecinos de San Miguel de Oleiros.

Un proyecto pone en valor castros, mámoas y petroglifos de Oleiros

P.V. /Lalín. Con el objetivo de poner en valor un área arqueológica de primer orden, que comprende Castro Montaz y Castro das Orelas, una docena de petroglifos y dos mámoas, la asociación de vecinos de San Miguel de Oleiros y el departamento de Cultura de Turismo del Concello de Silleda acaban de definir un proyecto global para este patrimonio.

La elevada concentración de elementos arqueológicos en un espacio tan reducido y que suma también gran valor paisajístico y medioambiental, convierte la zona en un área única en Galicia, según destacan los promotores, que apunta un valor más que se va a desprender del proyecto, la contribución a erradicar incendios forestales de una zona tradicionalmente afectada que deterioran el medio y amenazan el propio patrimonio.

El presidente de la asociación de vecinos, Diego Iglesias, espera que el proyecto «sexa un revulsivo para que a zona conte con turismo cultural» que preserve el medio y difunda la riqueza de este área entre los vecinos de Oleiros, Silleda y Galicia. Iglesias aguarda convertir «a gran valía patrimonial nun orgullo para os veciños e para todos os silledenses».

La propuesta de actuación además del control arqueológico incluye una señalización respetuosa con el medio y limpieza y paneles divulgativos.

Cesión de terreno

El proyecto va a optar a ayudas de la Axencia Galega de Desenvolvemento Rural, Agader, lo que requiere disponer de autorización de los propietarios de los terrenos. Los promotores solicitan cesión de uso para poder limpiar, por un período de cinco años. «As fincas seguirán sempre nas máns dos propietarios, só se cede o uso», precisa el edil Matías Rodríguez da Torre quien mantuvo un encuentro con los propietarios el pasado martes. Los promotores ya empiezan a disponer se esas autorizaciones y los que faltan pueden entregarlas en el restaurante O Carballo, en la asociación de vecinos o en el Concello. El Colectivo pola Recuperación dos Castros de Toiriz y la asociación cultural Copa do Castro, que tuvieron acciones similares, participaron en la reunión.


Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: